Artículos

Caso Alcàsser: la Policía lanza una campaña de búsqueda internacional de Antonio Anglés tras 28 años sin pistas

  • La última vez que Antonio Anglés fue visto fue en marzo de 1993 en la bahía de Dublín
  • La campaña de colaboración de la Policía Nacional y la Europol comenzará en las próximas semanas

Publicado en RTVE.es el 04 de noviembre de 2021

Imagen de archivo con una fotografía antigua y reciente de Antonio Anglés Martíns. Fuente: EFE
Imagen de archivo con una fotografía antigua y reciente de Antonio Anglés Martíns – EFE

La Policía Nacional ha solicitado al Juzgado de Instrucción número 6 de Alzira (Valencia) que se le permita solicitar la colaboración de todos los ciudadanos europeos en la localización del prófugo Antonio Anglés, según ha confirmado Félix Ríos, criminólogo y fundador de la Asociación Laxshmi, a RTVE.es. La campaña se llevará a cabo en las próximas semanas tanto por las Fuerzas y cuerpos de seguridad de España como por la Europol. 

El grupo segundo de la Sección de Fugitivos de la Policía Nacional ha pedido permiso al juzgado que dirige la investigación del triple crimen para la divulgación del perfil de Anglés, quien se considera el autor material del rapto, violación y asesinato de las tres vecinas de Alcàsser (Valencia). Un día después de la petición, la instructora del juzgado ha dado luz verde a la campaña.

Se reabre la investigación sobre la fuga de Antonio Anglés

Este año se cumplen 29 años desde la desaparición de las tres niñas de Alcàsser, Miriam García, Toñi Gómez y Desirée Hernández, pero, debido a la desaparición del principal acusado, el caso no prescribirá hasta 2029. Si bien su cómplice Miguel Ricart ingresó en prisión con una condena de 170 años, Antonio Anglés huyó de España y se le perdió la pista en 1993 en la bahía de Dublín, apenas unos meses después de que se hallaran los cadáveres de las tres adolescentes.

En consecuencia de la petición de la Policía Nacional, la Asociación Laxshmi para la Lucha Contra del Crimen y la Prevención, una de las acusaciones personadas en la causa, ha informado al juzgado de la inminente presentación de un informe criminológico sobre la fuga de Antonio Anglés, que incluye un análisis de todas las actuaciones practicadas desde que se perdió su rastro.

Además, el equipo liderado por Félix Ríos ha recomendado el cotejo del ADN del prófugo con muestras no identificadas en los años 90 en la costa oriental irlandesa – lugar donde se sospecha que estuvo Anglés cuando viajaba como polizón del buque City of Plymouth – y la costa occidental de Inglaterra.

La asociación hace hincapié en la necesidad de contactar con las autoridades irlandesas para acceder a la documentación pertinente del buque, ya que se sospecha que en sus archivos se encuentra una foto del fugitivo. Por otro lado, se solicita el contacto con la prensa portuguesa para localizar a un periodista que pudo haber contactado con la tripulación del buque el 24 de marzo de 1993, casi dos meses después de que se hallaran los cadáveres. 

El triple crimen de las niñas de Alcàsser

Las tres adolescentes de entre 14 y 15 años fueron vistas por última vez el 13 de noviembre de 1992, cuando se dirigían desde el municipio valenciano Alcàsser a una discoteca de Picassent, también en Valencia. Después de dos meses de búsqueda incansable y cobertura mediática igual de exhaustiva como polémica, los cadáveres de las tres valencianas fueron encontrados por dos apicultores en el paraje de La Romana. Las autopsias confirmaron que Miriam, Toñi y Desirée fueron brutalmente torturadas y violadas antes de ser asesinadas de un disparo. 

Se acusó de este triple crimen a Antonio Anglés y Miguel Ricart. En cuanto a Anglés, actualmente no se sabe si sigue vivo, pues desde que supuestamente fue visto en la bahía de Dublín no ha vuelto a saberse nada de él.

Sin embargo, aunque Miguel Ricart fue condenado 170 años, la abolición de la doctrina Parot le permitió salir de la cárcel en 2013, 21 años después del crimen y diez años antes de la fecha prevista, si se hubiera seguido aplicando la interpretación de esa ley. Tras salir de la prisión Herrera de la Mancha (Ciudad Real), se le vió deambular por Córdoba y vagabundear en los municipios de Meresme y La Selva (Barcelona), sin embargo, poco después también se le perdió la pista.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cinco × 4 =

cuatro + dos =

Aviso sobre Cookies en WordPress por Real Cookie Banner