Mujeres trotamundos: Viajeras de la historia

Nellie Bly (1864-1922)

El viaje de Nellie Bly, la periodista que demostró que es posible dar la vuelta al mundo en menos de 80 días 🌍

Elizabeth Jane Cochran nació en Pensilvania (Estados Unidos) en 1864. Recibió su apodo, Nellie Bly, cuando empezó a trabajar en el Pittsburgh Dispatch, fue el editor del periódico quien le dio este nombre por una canción de Stephen Foster. De pequeña soñaba con ser maestra, pero este sueño nunca se hizo realidad y se dedicó al periodismo durante toda su vida. Entre sus familiares y amigos de la infancia era conocida con el nombre ‘Pink’ porque siempre vestía de rosa.

A sus 21 años escribió una carta al director para el The Pittsburgh Dispatch quejándose por el contenido de un artículo machista. Tal fue la pasión, calidad y fuerza de este texto que le ofrecieron ser parte del equipo. Se convirtió en su primer trabajo como periodista.

Ejerció como corresponsal en México durante seis meses y denunció con sus artículos a la dictadura del país. Luego, cuando ya trabajaba en el The New York World, se infiltró en un psiquiátrico para mujeres en Nueva York para investigar las condiciones infrahumanas en las que vivían las internas. Después de esto, realizó otros trabajos de infiltración. Sus artículos e investigaciones la convirtieron en una referencia y, además, fue pionera en el periodismo de investigación.

Para dar la vuelta al mundo se inspiró en la hazaña ficticia de Phileas Fogg, el protagonista de la novela de Julio Verne, La vuelta al mundo en 80 días. En 1988 le propuso al editor del The New York World probar si lo que escribió Verne era posible. Se preparó física y mentalmente para realizar el viaje durante un año.

Cuando se publicó por primera vez el desafío fueron muchos los que dudaron de que una mujer sola pudiera completar esa hazaña. Viajó sin armas, con un único vestido, un abrigo, varias mudas de ropa interior y solo 200 libras.

Embarcó el 14 de noviembre de 1889 desde Nueva York hacia el este, hacia Europa. Mandaba sus crónicas de viaje a través de los cables submarinos, una novedad de la época que permitía que las noticias llegaran en cuestión de horas a cualquier punto del mundo.

En Francia se desvió de su itinerario para visitar a Julio Verne en Amiens, su pueblo natal. Para su sorpresa, el escritor pensaba que las posibilidades de Nellie Bly eran nulas. Él mismo le dijo que, si completaba el viaje en menos de 80 días, la felicitaría personalmente. Además, no supo de su rival, Elizabeth Bisland, hasta su llegada a Hong Kong, donde le informaron de que Bisland iba en cabeza, pero finalmente Bly ganó la carrera. Regresó al punto de partida 72 días, 6 horas y 11 minutos después.

Después de dar la vuelta al mundo, cubrió la I Guerra Mundial y se convirtió en una de las primeras reporteras de guerra de la historia. Murió con 58 años de neumonía, la misma enfermedad que le costó la vida a Bisland. Ambas están enterradas en el mismo cementerio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

diecisiete − uno =

veinte seis − = 17

Aviso sobre Cookies en WordPress por Real Cookie Banner